Salir de la rutina

road-1536748_1920

Ideas para salir de la rutina en vacaciones

Si tienes un poco de suerte te iras de vacaciones, y descansarás un poco de tu yo cotidiano. A momentos reflexiona acerca de qué quieres o necesitas para el próximo curso. Determina si necesitas una pequeña o una gran revolución. Y recuerda este texto, ya que mayormente los humanos tenemos tendencia al olvido de sí…


En mi habitación la cama estaba aquí, el armario allá y en medio la mesa.

Hasta que esto me aburrió. Puse entonces la cama allá y el armario aquí.

Durante un tiempo me sentí animado por la novedad. Pero el aburrimiento acabó por volver.

Llegué a la conclusión de que el origen del aburrimiento era la mesa, o mejor dicho, su situación central e inmutable.

Trasladé la mesa allá y la cama en medio. El resultado fue inconformista.

La novedad volvió a animarme, y mientras duró me conformé con la incomodidad inconformista que había causado. Pues sucedió que no podía dormir con la cara vuelta a la pared, lo que siempre había sido mi posición preferida.

Pero al cabo de cierto tiempo la novedad dejó de ser tal y no quedo más que la incomodidad. Así que puse la cama aquí y el armario en medio.

Esta vez el cambio fue radical. Ya que un armario en medio de una habitación es más que inconformista. Es vanguardista.

Pero al cabo de cierto tiempo… Ah, si no fuera por ese «cierto tiempo». Para ser breve, el armario en medio también dejó de parecerme algo nuevo y extraordinario.

Era necesario llevar a cabo una ruptura, tomar una decisión terminante. Si dentro de unos límites determinados no es posible ningún cambio verdadero, entonces hay que traspasar dichos límites. Cuando el inconformismo no es suficiente, cuando la  vanguardia es ineficaz, hay que hacer una revolución.

Decidí dormir en el armario. Cualquiera que haya intentado dormir en un armario, de pie, sabrá que semejante incomodidad no permite dormir en absoluto, por no hablar de la hinchazón de pies y de los dolores de columna.

Sí, esa era la decisión correcta. Un éxito, una victoria total. Ya que esta vez «cierto tiempo» también se mostró impotente. Al cabo de cierto tiempo, pues, no sólo no llegué a acostumbrarme al cambio—es decir, el cambio seguía siendo un cambio—, sino que, al contrario, cada vez era más consciente de ese cambio, pues el dolor aumentaba a medida que pasaba el tiempo.

De modo que todo habría ido perfectamente a no ser por mi capacidad de resistencia física, que resultó tener sus límites. Una noche no aguanté más. Salí del armario y me metí en la cama.

Dormí tres días y tres noches de un tirón. Después puse el armario junto a la pared y la mesa en medio, porque el armario en medio me molestaba.

Ahora la cama está de nuevo aquí, el armario allá y la mesa en medio. Y cuando me consume el aburrimiento, recuerdo los tiempos en que fui revolucionario.

“Revolución” de S. Mrozek. Perteneciente a la obra «La vida difícil». 

Una idea para salir de la rutina en vacaciones: ¿Qué revolución íntima necesitas?

Escribe lo que quieres de forma clara, en una hoja en blanco. Detrás de la misma anota 3 capacidades que tienes para realizar tu revolución.

Por ejemplo: perseverancia, eficacia, bondad,…

La hoja en blanco siempre te espera, y tus capacidades también.

¿Cómo puede ayudarme la terapia a salir de la rutina?

La inercia es la fuerza más poderosa del universo.

Un espacio de terapia te permite compartir lo que te duele y lo que te mueve con un alguien en principio capaz de atender el sufrimiento y el éxtasis humano, te facilita reconocer lo propio y diferenciarlo de lo ajeno y poner nombre a tus necesidades, miedos y anhelos.

Y sobre todo es un espacio de un protagonismo sano para no olvidarte de ti y de lo que necesitas cambiar para tener una vida lo más plena posible.

Es un recordatorio de tu importancia personal.

Te recuerda tus revoluciones pendientes y las actuales.

Buen agosto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Buscar

CONTACTO

PRIMERA SESIÓN GRATIS

PRIMERA CONSULTA ORIENTATIVA GRATUITA Con un psicólogo o terapeuta Gestalt en nuestro centro de Psicología de Barcelona u online. ¡CONTACTA!

NEWSLETTER GESTALT SALUT

Artículos Recientes