Quemar la memoria traumática a través de la terapia Gestalt

blog fotos

Esta semana transitamos la noche de Sant Joan y he pensado que es una oportunidad para rememorar todos los aprendizajes que la terapia gestalt nos puede enseñar en torno a esta celebración.

Sant Joan o San Juan es una celebración pagana, cuyo origen está en la llegada del solsticio de verano: el fuego purifica y quema lo viejo, gastado e inútil, con el fin de dejar espacio a nuevas existencias.

A nuestra mente le sienta bien tener espacio, vacía es más eficaz, tiene más luz y está mejor ventilada. Un canal abierto funciona mejor. Para el budismo, el espacio es lo más parecido a la conciencia

Las hogueras de Sant Joan permiten quemar los muebles antiguos, metafóricamente permiten quemar memorias antiguas que aún forman parte de nuestro mobiliario mental

El elemento fuego se acerca a nosotros y nos ofrece su ayuda. El fuego purifica y las llamas disuelven.

La noche de San Juan, es el día más largo y la noche más corta, es un cambio de ciclo, aprovechemos su fuerza arquetípica.
El fuego posee una función purificadora: yo me libero de aquello que no me hace bien, que viene del pasado y no quiero que ocupe espacio en mi presente-futuro.

Terapia Gestalt: ¿Con qué te quedas de tu historia personal?

No podemos permitir que el pasado eclipse nuestro tiempo actual ni el futuro.

La terapia gestalt ayuda a reconocer que proyectamos y anticipamos potenciales resultados según hechos del pasado. Construir el futuro desde el pasado no es un buen asunto, liberarnos del pasado nos permitirá sesgar y distorsionar menos nuestra percepción de experiencias futuras.

La terapia Gestalt permite filtrar con que te quedas y con qué no de tu historia personal. Es tu derecho, no cedas a presiones socioculturales, “acuérdate siempre de tu abuelo, aunque te pegase un poco nos dio una buena herencia”. Si alguna memoria me sienta mal tengo el derecho a desprenderme de ello, me digan lo que me digan los mandatos familiares o culturales.
Esta es tu vida. No lo olvides.

Vaciar tu mente es un derecho que te pertenece.

Desde un lugar sano puedes desprenderte de lo que necesitas desprenderte.

Identifica tus muebles viejos: un ex, un accidente de coche de hace 5 años, un amor no correspondido, una persona que te traicionó, una etapa de adicción.

… Cualquier cuestión que sientas que te pesa y que una voz interna te dice al respecto: ¿Es necesario cargar con esto?
Si ya aprendí lo que tenía que aprender, ¿Para qué llevarlo encima?

Cuidar nuestro cuerpomente con terapia Gestalt

La terapia Gestalt nos ayuda reconocer que cuando el pasado se vuelve pesado ya no cumple una función sana y orgánicamente nos es tóxico.

La memoria biografía no debe de tensar tus tejidos u obstaculizar tú bienestar y relaciones humanas.

La terapia Gestalt nos ayuda a ver que si te dejas sentir un recuerdo y observas que tu cuerpo se tensa o que te duele el estómago, esto te indica que es tóxico para tu organismo.

El pasado pesado es necesario disolverlo en pos del cuidado corporal y mental.

La terapia Gestalt nos ayuda a configurar rituales. Para quemar y disolver lo antiguo, puedes crear tu propio ritual desde tu sabiduría interna de la forma que te parezca más adecuada: quemando algo escrito, dibujando algo que simbolice de lo que te quieres desprender y después quemarlo, quemando y enterrando un escrito, rompiéndolo en mil pedazos y tirándolo a una hoguera…Conecta con tu creatividad y con un acompañamiento gestáltico que facilita conectar con el yo sabio y con la capacidad de autotransformacion.

Antes de usar el elemento fuego, es crucial ser muy honesto con uno mismo, hablamos de una honestidad radical. Recuerda tu derecho a vaciar tu mente, tengo derecho a cuidar de mi espacio mental.

¿Qué tres cosas de mí pasado haría arder en el fuego eterno? Ya sea una persona, una experiencia en concreto, un lugar, lo que digan los demás, una mala experiencia con las drogas, una situación en la que hice daño a alguien, un ex o un amigo que me traiciono, pensar en el que dirán, …

Desde allí usa tu ritual de fuego, para dejar de quemarte con el pasado y usar el fuego como forma de disolución universal.
Solo es pasado.

Be fire my friend

“El pasado es un cubo lleno de cenizas. No vivas en el ayer ni en el mañana, sino aquí y ahora.”
Carl Sandburg (1878-1967) Poeta, historiador y novelista estadounidense.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Buscar

CONTACTO

PRIMERA SESIÓN GRATIS

PRIMERA CONSULTA ORIENTATIVA GRATUITA Con un psicólogo o terapeuta Gestalt en nuestro centro de Psicología de Barcelona u online. ¡CONTACTA!

NEWSLETTER GESTALT SALUT

Artículos Recientes