Aprendizajes de la Gestalt y el darse cuenta

401541_L

Todo lo que aprendí con la Gestalt y el principio del darse cuenta

Uno de los principios básicos de la terapia Gestalt, desarrollada por Fritz Perls, es el darse cuenta. No se trata de mortificarse en la vida si, por ejemplo, sientes que caes siempre en el mismo error. Se trata, en cambio, de aprender y tomar nota de lo que nos sucede mientras algo nos sucede, para definir hacia dónde queremos ir con mayor auto-conciencia. Suena bien, pero… ¿Cómo empezar? Lee nuestro último post y empieza a ejercitar tu GPS interno en el mapa de la vida.


Vivir es aprender. No te mortifiques.

Una buena forma de ilustrar el precepto de darse cuenta de la Gestalt es el siguiente extracto de la autobiografía en cinco actos de Portia Nelson:

1) Bajo por la calle.

Hay un hoyo profundo en la acera.

Me caigo dentro,

estoy perdido… me siento impotente.

No es culpa mía.

Tardo una eternidad en salir de él.

2) Bajo por la misma calle.

Hay un hoyo profundo en la acera:

Finjo no verlo.

Vuelvo a caer dentro.

No puedo creer que esté en el mismo lugar.

Pero no es culpa mía.

Todavía me lleva mucho tiempo salir de él.

3) Bajo por la misma calle.

Hay un hoyo profundo en la calle.

Veo que está allí.

Caigo en él de todos modos… es un hábito.

Tengo los ojos abiertos.

Sé dónde estoy.

Es culpa mía.

Salgo inmediatamente de él.

4) Bajo por la misma calle.

Hay un hoyo profundo en la acera.

Paso por el lado.

5) Bajo por otra calle.

Portia Nelson (27 mayo 1920 – 6 marzo 2001). Cantante, compositora, actriz y escritora norteamericana.

Cada día transitamos distintas calles, en algunas nos va muy bien o bien, en otras regular y en algunas mal o fatal. La cuestión no es mortificarse, autoengañarse, ni exigirse el no-error o la excelencia…La cuestión fundamental es aprender, e ir tomando nota de lo que nos sucede a medida que nos sucede.

La Terapia Gestalt nos ayuda en este darnos cuenta. Si deseas profundizar en la experiencia del darse cuenta, te recomiendo la lectura del libro “De qué te das cuenta” que escribí junto con Marcelo Antoni.

El darse cuenta promueve el aprendizaje, no es fácil pero es posible, y quizás el único camino a seguir sea la conciencia de “alumno de la vida”, y “de juego”. Como dice Magda Gomar: “la vida es un juego y si no juegas pierdes”. Esto nos facilita el día a día, y no desesperar o caer en desilusión. Cada día es una oportunidad de aprender y de jugar más y mejor.

Gestalt: La terapia del darse cuenta

El ser acompañado por un terapeuta Gestalt nos facilita darnos cuenta de cómo nos sentimos en cada calle, qué nos sienta bien o mal, cuál no quiero transitar más y cuál estoy buscando. La terapia Gestalt también fue llamada, entre otros apodos, la terapia del darse cuenta. El darse cuenta nos facilita este caminar por las calles de la vida.

El darse cuenta de la Gestalt funciona como un GPS:

  • Primero necesito saber en qué punto estoy del mapa, la ubicación, conocer dónde estoy.
  • Luego necesito saber cómo me siento donde estoy. Para ello necesito afinar mi autoconciencia. El darse cuenta de la Gestalt no es posible sin la autoconciencia.
  • Desde allí, el tercer paso del darse cuenta de la Gestalt sería discriminar hacia dónde quiero ir.

El terapeuta gestáltico, se pone al lado del cliente y camina junto al cliente, ayudándole a darse cuenta de lo que vive en cada paso y de las distintas direcciones que puede tomar. La persona en este proceso aumenta su conciencia y su capacidad de orientarse de un modo que le sea ecológico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Buscar

CONTACTO

PRIMERA SESIÓN GRATIS

PRIMERA CONSULTA ORIENTATIVA GRATUITA Con un psicólogo o terapeuta Gestalt en nuestro centro de Psicología de Barcelona u online. ¡CONTACTA!

NEWSLETTER GESTALT SALUT

Artículos Recientes